sábado, 22 de octubre de 2011

Regreso
















CAPITULO FINAL



Acompañamos al soldado raso a una sala de aislamiento, por mi mente se asomaba la posibilidad de que Alijah shamdeh hubiese sufrido alguna transformación prematura debido al virus que portaba, sin embargo el destino nos tenía una sorpresa un poco más retorcida…

Al llegar divisé a un hombre de aspecto rudo y mirada penetrante, tenía su cabello rapado “al cero” y varias cicatrices decoraban su rostro, por un momento su expresión se me hizo familiar y de inmediato comencé a sospechar. El soldado nos detuvo justo antes de entrar en la sala de aislamiento.

-Señor, creo que es conveniente que sepa que…- el soldado hizo una pausa, al parecer algo le incomodaba.-… bueno, este sujeto apareció de la nada al interior del campo. Ningún guardia de las torres de vigilancia lo divisó venir de afuera… las cicatrices que lleva, bueno, es que le hemos dado una tunda…

-¿Le han golpeado?- preguntó Dwight.

-Sí, señor. Creíamos que era un enemigo… ya sabe, no porta identificación ni nada. Y tal como le digo apareció de pronto al interior del recinto burlando toda nuestra vigilancia.

-¿Ha dicho algo?

-Sí, pero es mejor que lo oiga de la boca de él…

Acompañé a Dwight a charlar con aquel desconocido y no exagero al decir que tuvimos que pedirle que nos repitiera su historia por 3era vez para poder asimilarlo todo. El tono y la manera de hablar empleada por aquel sujeto nos perturbaron a Dwight y a mí, pues lejos de ofrecer una verborrea neurótica nos hizo ver que tratábamos con alguien consciente de su sensatez.

-Entonces… señor, dice usted ser un viajero del tiempo…- dijo de pronto Dwight para repasar la historia.- Ha venido usted del año 2040 a nuestro presente para evitar una tragedia…

-¿En qué película he oído eso antes?- le pregunté a Dwight con un dejo de ironía.

-Pues en varias…- me contestó.

-Es difícil de creer, pero es la verdad. En unas horas más volveré a mi año de origen, ¿no les parece extraño que haya aparecido de la nada en medio de este secreto y vigilado campo de tortura?

-Sí, muy extraño.

-Bien, no es la primera vez que sucede.- nos dijo aquel sujeto.- la física cuántica en esta época crece a pasos agigantados, imagínense en un par de décadas más. Por eso les pido que sean razonables, por favor…

-A ver, a ver…- exclamó de pronto Dwight entrecerrando sus ojos.- Dices que te enviaron del año 2040 específicamente a este año y a este lugar para evitar la captura de Alijah shamdeh, ¿es así?

-Correcto.

-¿Porqué?, ¿acaso lo capturará alguien más que nosotros?

-Alijah shamdeh será llevado ante el gobierno de los EEUU por este señor…- contestó el extraño refiriéndose a mí.- ellos aislarán el virus del cuerpo de aquel hombre y lo potenciarán como una super bio-arma. Un traidor venderá muestras de la nueva infección a líderes de Sudamérica a cambio de grandes sumas de dinero, será el principio del fin.

-¿Porqué no intentan detener al supuesto traidor para que evite vender el virus a líderes de otros países?- preguntó Dwight.

-Lo hicimos, pero de igual forma el virus terminó por propagarse en el año 2037 al resto del mundo.

-¿No sería mejor asesinar a Alijah shamdeh?- le pregunté.

-También lo hicimos, pero descubrimos que el virus en su cuerpo es capaz de alimentarse de células muertas. En cosa de minutos Alijah shamdeh se transformó en un ser que ninguno de uds. desearía conocer. Créanme, la única chance es ésta, apelar a su sano juicio y contarles desde un principio la verdad, deben dejar a Alijah shamdeh en libertad y que viva su vida tranquilo, el virus se extinguirá en tan solo meses incubado en su organismo. Todos saben que él no es terrorista, fue traído solo para sacarle información sobre grupos islámicos radicales.

-Todo esto es demasiado loco…. Demasiado.- le dije a Dwight.

-Demasiado es poco…- me contestó él.- ¿Por qué no viajaron más atrás y mataron a Hitler?.. te diré que va a suceder, pasarás la noche en una celda con vigilancia extrema. Todo esto no tiene sentido.

Se llevaron a aquel sujeto a las celdas de castigo, con Carl salimos de la sala y súbitamente me hizo una seña para que le acompañara al patio exterior. Una vez afuera encendió un cigarrillo.

-Todo esto es muy raro…- me dijo de pronto.

-Dime algo nuevo, su historia es inverosímil.

-La verdad es que no lo es tanto…-me contestó exhalando el humo de su cigarrillo con cierta ansiedad.- te contaré algo, pero debes guardar silencio…

-Seguro, ¿de qué se trata?- pregunté intrigado.

-Hace poco tiempo salió a la luz el nombre de Charles E. Alden, ¿lo conoces?

-No, ¿Quién es?

-Charles E. Alden fue un sujeto que en el año 1906 inventó los primeros teléfonos celulares, los prototipos iban de la mano con el contexto tecnológico de aquellos años, su mayor defecto era la distancia, pero lo solucionó al año siguiente en el año 1907 inventando una antena de ondas similares a las que ves hoy en día. Teléfonos celulares hace mas de 100 años atrás… ¿comprendes a donde voy?

-Temo que sí…- le contesté.

-Toda esta información es verídica y está disponible por si quieres chequearla, salió en un periódico de New York en el año 1906 y hasta hace poco se ha hecho conocida. Lo que ocurrió después con Charles E. Alden fue un absoluto misterio, sin embargo expertos del gobierno tomaron el caso y han hecho una acuciosa investigación, descubrieron que Charles E. Alden fue enterrado en 1937, pero en su tumba y en los papeles de registro civil su fecha de nacimiento es… desconocida.

-Bien, pues eso da para pensar…- le dije a Dwight rascándome la cabeza.

-Escúchame, se dice que el gobierno ya ha creado una división para este tipo de casos, y que la posibilidad de que los viajes en el tiempo estén sucediendo es algo real. Nosotros en el aquí y ahora estamos siendo testigos de sus efectos, los teléfonos móviles fueron toda una revolución cuando salieron ¿y acaso alguien mencionó el nombre de esta persona dándole algún tipo de crédito o reconocimiento?, ¿Cómo es que hasta recién ahora se descubra esa noticia en periódicos antiguos?

-Dwight si querías armar una ensalada en mi cabeza ya lo has conseguido….

-Ahora, no me explico lo de este hombre que acaba de llegar, no me fío mucho en él, su aspecto me recuerda al de un loco…

-Sí, apenas lo ví me resultó medio conocido y era eso, es la locura latente, pero estarás de acuerdo conmigo que su forma de hablar no es la de un loco… una vez mi padre me dijo que los ojos de un hombre dicen mucho más que su discurso.

-Eso es cierto, y francamente es lo que más me inquieta, Leon.

Al día siguiente con Dwight fuimos a interrogar nuevamente a aquel extraño hombre, pero lejos de aclararnos más las cosas lo que hizo fue inquietarnos aún más, su lenguaje, el modo en que hablaba sobre el futuro, sobre los viajes en el tiempo sobre la teoría de universos paralelos, etc. No hizo más que endurecer nuestra actitud defensiva. Por la noche según él iba a retornar al año 2040, yo por supuesto no quería perderme la oportunidad de descubrir el engaño, así que por la tarde me dirigí solo, sin Dwight, a la celda de aquel extraño sujeto. Le dije a los guardias que se tomaran un descanso, que yo lo iba a vigilar en ese lapso, así podía hacerle toda clase de preguntas.

-¿Estás despierto, hombre del tiempo?- le pregunté mientras me sentaba en una silla junto a la puerta blindada de su celda.

-Así es.- me contestó desde el oscuro interior de la celda.

-¿Entonces nos abandonas esta noche?- pregunté.

-De hecho ya queda muy poco…

-¿Cómo va a ser?, ¿vendrán soldados a rescatarte?, me imagino que es algo así…

-No, es una suerte de teletransportación auto-programada. Hacen un mapa genético completo del organismo de quien viaja y prácticamente es “usurpado” de este universo espacio-tiempo para ser devuelto a su lugar de origen una vez completado su tiempo.

-Oh… es como cuando el microondas avisa que la comida ya está caliente.- le dije.

-Jaja, así es… lo hacen así para evitar mayores intervenciones por parte del viajero, es fácil tentarse…

-¿Tú te has sentido tentado?

-Ya lo creo…- me contestó.- Entonces, ¿dejarán ir ustedes a Alijah shamdeh?

-Por supuesto que no.

-Uhmmm, bueno ahora por ejemplo estoy tentado de decirte lo equivocado que estás.

-¿A que te refieres?- le pregunté.

-A que ya me han informado que mi misión ha sido un éxito. Ustedes dejarán ir a Alijah shamdeh sin mayor complicación…

-Jajaja, pero ¿porqué lo dices?

-…


-¿Eh?, vamos, ¿porqué crees que lo vamos a dejar ir?- volví a preguntar.

-…

-Dime, ¿qué te hace pensar que lo vamos a hacer?

-… porque los ojos de un hombre dicen mucho más que su discurso…

Oir aquella frase me congeló la sangre, un golpe de confusión impactó mi pecho y quiso salir por mi garganta en forma de alarido. Me puse de pié con prontitud y quise abrir la puerta, pero ésta se encontraba bajo llave.

-¡¡Guardiaaas!!- grité con todas mis fuerzas.-¡¡guardiaaas!!, ¡vengan a abrir la celda! ¡rápido!

Comencé a golpear y a dar patadas, pero era inútil, no podía abrir la puerta y aquel hombre no volvió a decirme nada más.

-¡No te quedes callado!, ¿¡quien eres?!, ¡¿Quién diablos eres?!- le gritaba a la oscuridad del interior de la celda a través de una estrecha ranura. Finalmente los guardias llegaron de prisa junto con Dwight, abrieron la celda y con horror descubrimos que se encontraba totalmente vacía.

Mi historia se la conté una y otra vez a mi amigo Carl Dwight, quien tras ver las cámaras de seguridad tampoco se explica cómo aquel sujeto pudo haber desaparecido de la celda, si en ningún momento ésta se abrió. Charlamos mucho con Carl y… tras los sucesos que he relatado y que ambos vivimos, tomamos la decisión de regresar a Alijah shamdeh a su país, infiltrándolo en un avión de exonerados musulmanes.

Por la noche yo no pude dormir… solo tenía muchas… preguntas…….



-----------------------------------------------------------------------------



Carl Dwight se encontraba de pié fumando su último cigarrillo antes de irse a dormir en el patio de aquel recinto militar, de pronto uno de los soldados se acerca.

-Señor, ¿será que su amigo no piensa irse a dormir?

-Esta noche lo dudo, soldado.- le contestó Carl arrojando el cigarrillo al suelo.- Kennedy tiene muchas preguntas, dejémoslo solo… y que reflexione junto a las estrellas.



















.....


LEON S. KENNEDY, 00:27 A.M.



Creative Commons License
El diario de Leon S. Kennedy by Marcelo Carter is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License.

7 comentarios:

Lady Bateman & Puppeteer Raven dijo...

guau no pense que la historia tomase ese giro.. me encanto!

Saludiines!

Rouse dijo...

Yo creo que de todo lo que le ha pasado a Leon dentro de lo normal, y con normal quiero decir todo lo referente a Umbrella, infectados, criaturas con mutaciones geneticas y sucesos paranormales,etc, esto es lo mas extraño que le ha sucedido a nuestro buen amigo Leon, ¿no lo creen asi?, estoy atonita Marce!. Excelente!. Saludos

Marcelo Carter dijo...

Muchas gracias, Lady bateman y Rouse por pasar y comentar :)

Pues, sí la verdad es que ha sido una cosa realmente de locos. Por otro lado espero que no haya sido muy sutil la pista dejada sobre quien pudo haber sido el viajero del tiempo en esta historia...

saludin ^^

Raymond Herrera dijo...

Muy buena a historia de hoy marce!! lejos esta se convirtio en una de mis favoritas, espero con ansias la proxima entrada del blog!!!!!! un abrazo!!!

Rouse dijo...

Que quieres decir Marce?, osea que el hombre que viajo en el tiempo podria tratarse del mismo Leon?,pudo ser su Padre?, o es que no entendi?, dame pistas Marce porfas!!

Brian dijo...

wouw, digamos que Leon se cruso con el Leon del futuro? algun dia se sabra, un saludo marce excelente historia

Marcelo Carter dijo...

jeje, muchas gracias, amigo Raymond, Brian, y Rouse.

Pues bien hagamos el siguiente ensayo:

En una realidad donde el padre de Leon estuviese muerto, (o bien ya muy viejito como para suponer que en el año 2040 no estuviera muerto)nos da la posibilidad de asociar la frase dicha por el viajero "los ojos de un hombre dicen más que su discurso", a Carl Dwight o al propio Leon.

Solo ellos dos conocían esa frase, ahora Leon dijo que cuando lo vio se le hizo algo familiar... ¿será que reconoció en él a su amigo Carl Dwight?, o vayamos más lejos aún... ¿será que se reconoció a él mismo...?

Leon pasó la noche reflexionando a solas bajo las estrellas u.u